lunes, 7 de septiembre de 2009

Charlotada en Ronda


Para los no taurinos empezaré mencionando que el empresario de la plaza de toros de Ronda es el matador (a veces) de toros Francisco Rivera. Eso puede que explique en parte el lamentable espectáculo de jetset y pretendientes a jetset que se da cada año en la corrida goyesca de Ronda.

Este año la atracción ha sido, pásmense, el traje goyesco que lució Cayetano Rivera, matador de toros (este si) y hermano del empresario de la plaza. El traje de marras fue diseñado por Armani para que lo luciera el año pasado, pero debido a una cogida no pudo lucirlo en tan "memorable" ocasión, así que la expectación era este año mayúscula.

La pregunta que me hago es si no sería mejor para Cayetano atender a su declinante carrera como torero que a las chorisandeces que le proponen los medios, la jetset y su hermanito.

Cayetano cuando apareció me sorprendió. Primero pense: "vaya, el hermano si torea bien y tiene huevos". Luego pensé en la suerte que tendría Francisco de que le pondrían en el cartel con su hermano muchas veces. Lo tercero que pensé fue en que no me gustaría estar en la piel de Francisco Rivera teniendo que hacer el paripé al lado de su más torero hermano.

El declive en la carrera de Francisco Rivera, según muchos observadores, comenzó cuando se metió en el mundillo de la jetset, supongo de la mano de la fama de su madre y del matrimonio con la hija de la Grande más Grande de España. Eso debería hacer pensar a Cayetano que ese no es el camino. Pero parece ya tarde y pese a que este hermano es más torero (infinitamente) que el anterior también le llama el famoseo y claro, las famosas no dan cornadas, y más cornadas da el hambre.

Mal augurio. Nos vamos a quedar sin otro toreo para tener otro famoso.
Publicar un comentario